Cuidamos de ti y de tu hogar

Cómo elaborar un quitamanchas casero

Escrito por Redacción | mayo 12, 2016 | Hogar |
Cómo elaborar un quitamanchas casero

A  lo largo de diferentes entradas te hemos aconsejado sobre cómo eliminar manchas específicas de chocolate, grasa, barro, café, pintura, sudor, etc. Cada tipo de mancha responde mejor ante un producto en concreto y requiere un tratamiento diferente, especialmente cuando se ha secado. Pero, si lo analizas, la mayoría de los tratamientos tienen productos en común que resultan efectivos en casi todos los casos.

Además, siempre te recordamos que ante cualquier mancha, la rapidez con la que reacciones marcará la diferencia. Así, por ejemplo, si rocías con talco una mancha de aceite o chocolate y lo dejas reposar, luego se quitará fácilmente en la lavadora.

Un buen quitamanchas te permitirá eliminar manchas al momento para evitar tener que prelavar o volver a lavar prendas cuyas manchas no se han eliminado en un primer paso por la lavadora. Por eso, te animamos a elaborar tu propio quitamanchas casero para tenerlo a mano en casa.

Te proponemos varias recetas:

- Quitamanchas casero 1: mezcla un vaso de lavaplatos concentrado con otro de amoniaco. Por otro laso, disuelve 8 cucharadas de bicarbonato en dos vasos y medio de agua. Cuando esté bien mezclado, viértelo sobre la mezcla de jabón y amoníaco y mezcla bien para que se integren. Para usarlo como quitamanchas, vierte toda la mezcla en un envase con pulverizador que puedas usar para tratar manchas directamente.

- Quitamanchas casero 2: consiste en mezclar medio litro de agua con medio de vaso de glicerina líquida, para después añadir dos cucharadas de bicarbonato y 10 gotas de aceite esencial de limón. Bate bien los ingredientes hasta que el bicarbonato se haya disuelto por completo y viértelo todo en un envase con pulverizador. Antes de usar el producto agita siempre el envase.

- Quitamanchas casero 3: mezcla en proporciones iguales agua oxigenada con jabón lavaplatos y bicarbonato de sodio de la siguiente manera. Primero, vierte en un recipiente el detergente con el bicarbonato y bátelo bien para que se mezcle por completo. Una vez hayas conseguido una pasta uniforme, comienza a añadir progresivamente el agua oxigenada sin dejar de revolver la mezcla. Comprobarás que se produce una reacción química. Como resultado, debes obtener un quitamanchas pastoso que puedes aplicar sobre las manchas y dejar actuar unos 5 minutos, sin dejar que se seque.

Te recomendamos que pruebes qué quitamanchas te va mejor y lo hagas siempre en zonas poco visibles de las prendas, antes de tratar las manchas en cuestión.

También te puede interesar: