Cuidamos de ti y de tu hogar

Cómo eliminar el olor a quemado de una casa

Escrito por Redacción | junio 10, 2014 | Hogar |
Cómo eliminar el olor a quemado de una casa

El olor a quemado es un invitado habitual en la cocina de cualquier hogar. Una tostada, una tortilla, un sofrito o unas lentejas que han permanecido demasiado tiempo sobre el fuego suelen ser las culpables de los pequeños sustos entre fogones que llenan de humo nuestras cocinas. Lo mismo puede suceder con un asado en el horno que hemos olvidado por completo. Por leve que haya sido el accidente, el humo se extiende con facilidad a través de las habitaciones, llegando incluso a impregnar cortinas, ropa y mobiliario.

VER TAMBIÉN: Trucos para eliminar el olor a comida en casa

Si te ha ocurrido algo parecido y lo que quieres es eliminar cuanto antes el desagradable olor a quemado, lo primero que debes hacer es cerrar la puerta de la cocina, encender el extractor de la campana y abrir las ventanas al máximo. Si el humo es especialmente denso, utiliza ventiladores orientados a las ventanas para agilizar el proceso.

A continuación, retira y aísla la comida quemada en una bolsa de plástico cerrada, para que su olor no siga impregnando la cocina.  A veces nos afanamos en ventilar y limpiar la zona, cuando el olor a quemado sigue emanando del alimento calcinado.

Una vez retirado, pon al fuego una cacerola con medio litro de vinagre blanco. Espera a que hierva y entonces déjalo a fuego lento durante 15-20 minutos. El vinagre es un desodorante natural capaz de contrarrestar los olores más intensos. Si no tienes vinagre, puedes hervir un limón cortado a rodajas, con pulpa incluida.

Una vez eliminado en gran medida el olor a comida quemada, podemos ambientar la cocina con ingredientes naturales: hierve agua con zumo y pulpa de limón, o alguna especia que te resulte agradable al olfato.

Para olores más intensos que hayan invadido toda la casa, puedes emplear tazones de agua con rodajas de cebolla dentro y déjalos reposar toda una noche. Igualmente, el agua con bicarbonato cumple la misma función.

Si se te ha quemado el horno o el microondas

Si se te ha quemado algo en el horno te costará eliminar el hedor de su interior. Prueba realizando un horneado suave de mantequilla y canela sobre papel aluminio. El olor a quemado irá cambiando por un dulce aroma de pastelería.

Si se te ha quemado algo dentro del microondas, (las palomitas, un clásico) debes seguir la misma dinámica para eliminar el intenso olor a quemado. Introduce una taza con vinagre o zumo de limón y ponla a calentar unos tres minutos hasta que empiece a evaporarse. Entonces, con el microondas apagado debes mantener la taza dentro durante una hora. Si aún así el olor a quemado persiste, puedes probar con agua con café soluble, otro potente desodorante casero.

Otros consejos que te pueden interesar: