Cuidamos de ti y de tu hogar

Cómo limpiar joyas de diferentes tipos

Escrito por Redacción | abril 12, 2018 | Hogar |
Cómo limpiar joyas de diferentes tipos

Las cremas, el sudor, el roce, los jabones, los productos de cosmética y los de limpieza van estropeando poco a poco el aspecto de nuestras joyas, especialmente si las solemos llevar puestas y no somos muy cuidadosos. Por eso te recomendamos que te quites los anillos, pulseras y collares siempre que te apliques cremas o jabones.

Si quieres saber cómo recuperar el lustre de tus joyas de diferentes materiales, toma nota de estos consejos sobre cómo limpiar joyas de diferentes clases:

Limpiar joyas de plata

Si las piezas de plata se han vuelto algo opacas puedes devolverles el lustre dejándolas a remojo en una mezcla de jabón lavavajillas y agua tibia. Pasados uno minutos, frótalas con un paño suave humedecido en esta mezcla. Finalmente, sumérgelas en un recipiente con agua limpia y sécalos con una toalla.

Cuando las joyas de plata han adquirido un tono grisáceo y opaco, como una capa que las cubre por completo debemos recurrir a un remedio infalible: mezcla tres partes der por una de agua hasta obtener una pasta. Moja la plata con agua y aplica la pasta con un paño de microfibra, de los que no sueltan pelusa. Verás que el trapo se va quedando gris, así que tendrás que ir utilizando las partes limpias. Incide especialmente en las grietas y recovecos, que suelen estar más sucios. Tras frotar las joyas de plata, deberás enjuagarlas con agua fría y abrillantarlas con un paño seco suave. Evita frotar en exceso las piezas de plata en general para no desgastarlas.

Lo mejor para evitar que las joyas de plata pierdan el lustre es usarlas todo lo que se pueda, para aprovechar la fricción.

Aprende también cómo limpiar objetos de plata con papel aluminio.

Limpiar joyas de oro

Consigue que el oro recupere el brillo original con un baño de burbujas, literalmente. Mezcla en un bol unas gotas de jabón lavavajillas con agua con gas o gaseosa y remueve bien. Deposita las joyas de oro en un pequeño colador y colócalo sobre el recipiente de manera que queden sumergidas en la mezcla. Pasados unos 10 minutos, repasa la joya con ayuda de un cepillo de dientes suave para alcanzar los recovecos. Después, con ayuda del colador, aclara la pieza bajo el grifo de agua fría y sécala con un paño suave.

Limpiar perlas

Las perlas naturales son piezas porosas que pierden fácilmente su brillo. También las perlas de imitación se van volviendo ligeramente opacas con el uso y el paso del tiempo. Ambas deben ser limpiadas de manera cuidadosa. Para ello, te proponemos lo siguiente: coloca el collar de perlas extendido sobre un paño suave y prepara una mezcla de agua tibia y champú suave. Después, sumerge una brocha de maquillaje en la solución para repasar cada perla. Para enjuagarlas, utiliza un paño limpio humedecido en agua y bien escurrido. Deja que el collar se seque en horizontal sobre el paño y espera a que también el cordón quede seco antes de volver a usarlo. Este sistema también es apto para otras piedras porosas como las turquesas, por ejemplo.

 

Para mantener limpias las perlas, lo mejor es que cuando te las quites las repases con un trapo suave para eliminar los aceites corporales y los perfumes que puedan haberlas impregnado.

Limpiar bisutería

Nunca conviene mojar las piedras de bisutería que están pegadas en lugar de incrustadas. Para evitarlo, puedes limpiar tus piezas de bisutería con un trapo humedecido en agua con jabón lavavajillas. Repasa cada pieza con suavidad y luego «enjuágalas» con ayuda de un paño limpio humedecido en agua para eliminar cualquier resto de jabón. Coloca las joyas de bisutería sobre un paño seco boca abajo para que la humedad no afecte al pegamento.

También te puede interesar: