Cuidamos de ti y de tu hogar

¿Cómo sacar brillo al aluminio?

Escrito por Redacción | febrero 23, 2016 | Hogar |
¿Cómo sacar brillo al aluminio?

El aluminio es un material muy resistente a la corrosión que conduce muy bien el calor, por lo que suele ser muy habitual en el menaje de cocina. Además, su carácter liviano facilita su manejo en la cocina a la hora de manipularlo para guisar, servir alimentos o fregarlo, por ejemplo. Baterías de cocina, sartenes, coladores, cacillos, espumaderas y otros utensilios de aluminio pueden llegar a perder el brillo que presentaban cuando los estrenamos.

Para evitar rayar los objetos de aluminio de tu hogar, te recomendamos que evites limpiarlos con estropajos y optes por esponjas o trapos suaves. En el caso de ollas y sartenes, si presentan suciedad incrustada, lo mejor es que los dejes a remojo para que esta se reblandezca y evitar tener que frotar en lo posible. Si, una vez hecho esto no consigues eliminar los restos pegados de comida con la esponja, emplea un estropajo azul (suave) con mucha delicadeza.

Si aun cuidándolo con esmero, tu menaje de aluminio ha perdido el brillo original, puedes volver a recuperarlo si sigues los trucos que te proponemos para sacar brillo al aluminio de tu hogar:

- Con alcohol y aceite de oliva: uno de los trucos caseros tradicionales para sacar brillo al aluminio. Consiste en frotar con un paño una mezcla de alcohol desnaturalizado y aceite de oliva a partes iguales. Pasados unos minutos frotando con vigor, dolo habrá que fregar el objeto de aluminio en cuestión y secarlo.

- Con cremor tátaro y agua (bitartrato de potasio): en el caso de ollas y sartenes, pon a hervir agua con una cucharada de cremor tátaro y deja que hierva unos 10 minutos. Después, vacía el recipiente, deja que se enfríe y friégalo normalmente. Si vas a sacar brillo de un utensilio pequeño de aluminio hazlo con una pasta de agua con cremor tártaro. Luego enjuaga y friega normalmente.

También puedes emplear una mezcla de vinagre y cremor tártaro.

- Con ceniza de carbón: frota con un paño húmedo la ceniza durante unos minutos sobre la superficie de aluminio que quieres abrillantar. Para terminar, enjuaga bien y friega la pieza con jabón neutro.

También te puede interesar: