Cuidamos de ti y de tu hogar

Diez trucos para ahorrar tiempo en el planchado

Escrito por Redacción | noviembre 13, 2014 | Hogar |
Diez trucos para ahorrar tiempo en el planchado

El planchado es una tarea que tiende a acumularse en los hogares en los que el trabajo y las obligaciones apenas dejan tiempo para las tareas domésticas. Y aunque nadie quiere dedicar demasiado tiempo y esfuerzo ante la tabla de planchar, no todo el mundo sabe que, tomando una serie de precauciones, podemos disminuirlos notablemente.

Toma nota de estos trucos que te ayudarán a planchar en menos tiempo y conseguir mejores resultados.

  1. Agua contra las arrugas: ten siempre a mano un recipiente con pulverizador lleno de agua para rociar la ropa. ¿Una arruga persistente? No tienes más que mojarla y pasar la plancha para ver cómo desaparece. Puede que tu plancha también incluya esta utilidad, pero se vaciará antes el depósito del vapor y necesitarás reponerlo con frecuencia.
  2. La importancia de tender rápido: olvidarte de tender una lavadora es sinónimo de duplicar el tiempo de plancha. La ropa, al irse secando dentro de la lavadora, no solo tiende a acumular olor a humedad, sino que se arruga exageradamente.
  3. Tiende correctamente: la forma en que tiendes también te puede ahorrar tiempo a la hora de planchar. Por eso, debes evitar las molestas marcas provocadas por las pinzas y tender la ropa de forma que quede lo más estirada posible. Consulta estos diez consejos para tender la ropa correctamente.
  4. Dobla la ropa seca: una vez se ha secado tu colada, si la dejas acumular en un montón, las prendas se llenarán de arrugas. Procura dedicar a la ropa limpia y seca el tiempo suficiente para que quede lo más preparada posible para el planchado. Dobla la ropa interior y todo lo que no vayas a planchar para guardarlo. Dobla también sábanas y manteles para sellar después con la plancha. La ropa con más tendencia a arrugarse debe quedar lo más extendida posible hasta que llegue el momento de plancharla. Si es necesario, dóblala de forma ordenada.
  5. Centrifugado suave: un truco que puedes aplicar durante los meses de calor es el de poner la lavadora con un programa de centrifugado mínimo. Al sacar la ropa, comprobarás que pesa más de lo normal por la humedad restante. Con ayuda de perchas, tiende camisetas, polos y prendas de algodón en general.
  6. Con secadora: si utilizas secadora y extraes rápidamente la ropa, te ahorrarás la mayor parte de la plancha.
  7. Sábanas, vuelta y vuelta: las sábanas y los manteles te quedarán bastante bien si los doblas nada más quitarlos de tendal. Pero si lo deseas, plánchalas una vez dobladas por sus dos caras. Te llevará 10 segundos…
  8. Vapor y temperatura: asegúrate de estar aplicando la temperatura más adecuada al tejido que estás planchando. Usar una temperatura inferior puede hacer que te eternices intentando quitar arrugas. Igualmente, planchar con vapor te permitirá ahorrar muchísimo tiempo. Pero debes tener en cuenta que no todas las prendas admiten vapor. Consulta los símbolos de la etiqueta.
  9. Spray de planchado: aprovecha las ventajas de este tipo de productos. Te ahorrarán muchísimo tiempo con prendas difíciles de planchar, como las camisas.
  10. Espera a tener suficiente ropa: ahorrarás más tiempo y dinero si acumulas la ropa de un par de lavadoras y planchas las prendas necesarias de una sola vez.

También te puede interesar: