Cuidamos de ti y de tu hogar

Limpieza exprés del baño: presentable en 15 minutos

Escrito por Redacción | julio 26, 2018 | Hogar |
Limpieza exprés del baño: presentable en 15 minutos

A menudo, los baños necesitan ser profundamente limpiados. A diferencia de otras habitaciones en tu hogar, los baños no pueden ser considerados limpios si simplemente pones un poco de orden.

Por eso, te presentamos una guía rápida para la limpieza y desinfección de baños en tan solo 15 minutos. Estos pasos te ayudarán a enseñarles a tus hijos, por ejemplo, los requisitos de un baño limpio sin tener que trabajar todo el día. ¿Preparados?

Prepara lo que vas a necesitar

Para ahorrar tiempo y evitar distracciones, es importante tener todos los suministros al comienzo del trabajo. Porque si comienzan las distracciones, el baño es lo último que tendrás en mente. Mantente concentrado en esta tarea específica solamente.

El tener todos los suministros para la limpieza exprés del baño juntos te facilitará el trabajo. Si tienes que buscar suministros por toda la casa, consumirá tu tiempo y hará el trabajo mucho más pesado.

Necesitarás:

• Una bolsa o caja para colocar objetos desordenados.
• Escoba y trapo para el polvo.
• Una cesta.
• Una bolsa de basura.
• Toallitas desinfectantes.
• Limpiacristales y trapo.
• Limpiador de baño.

Recoge la ropa sucia

Preocúpate por la ropa sucia. Si comienzas la recolección de ropa, no interrumpas la tarea tirando la basura o colocando botes de champú. Solo ocúpate de la ropa sucia. No pierdas tiempo tratando de voltear los calcetines hacia afuera o desplegar las perneras del pantalón. Simplemente tira todo en el cesto de la ropa sucia.

Limpiar el lavabo y la bañera

El objetivo es que tanto el lavabo como la bañera luzcan presentables. Si te acostumbras a limpiar ocasionalmente tu bañera, es posible que debas pasar más tiempo en el lavabo. No olvides usar guantes desechables para proteger tu piel y ayudar a limpiar sin preocuparte por lo que tocas. Usa una toallita desinfectante para ahorrar tiempo y limpiar por completo de una pasada.

Limpia el inodoro

Con la escobilla y un buen producto de limpieza, limpia rápidamente el interior del váter. Recuerda que esto no es una limpieza profunda y total del inodoro. Simplemente harás una limpieza para mantenerlo desde la última vez que lo repasaste a fondo o para que luzca presentable para invitados inesperados.

Con una toallita desinfectante limpia la parte exterior del inodoro. Al usar la toallita, no tardarás mucho en recorrer brevemente la superficie exterior para eliminar rápidamente la suciedad más obvia.

Limpia el espejo

En esta área puedes dedicar un poco más de tiempo, incluso si tienes algo de prisa. Con un limpiador de cristal o simplemente con vinagre limpia el espejo. Probablemente los invitados pasen la mayor parte del tiempo examinándose en el espejo, y si no hacemos una buena limpieza, inevitablemente notarán cualquier marca.

Ordena

No malgastes tiempo para reorganizar los medicamentos, jabones, champú o cualquier otro producto. Simplemente coloca los artículos nuevamente donde deberían estar según el orden actual. Cuando tengas más tiempo, podrás organizarlos mejor.

Barrer y pasar el polvo

Barre el suelo brevemente. Preocúpate por limpiar el área principal de paso. Deja las áreas ocultas para barrer en otra ocasión.

Guarda los suministros e implementos de trabajo y no olvides tomar 3 segundos para comprobar el tiempo que has empleado en esta limpieza exprés del baño. Ya solo te queda hacer que estos pasos sean un mantenimiento de rutina para el baño.

También te puede interesar: