Cuidamos de ti y de tu hogar

¿Utilizas correctamente el microondas?

Escrito por Redacción | abril 02, 2015 | Hogar |
¿Utilizas correctamente el microondas?

El microondas es un electrodoméstico indispensable en nuestra vida diaria. Las prisas y la falta de tiempo han convertido a este pequeño electrodoméstico en un gran aliado a la hora de preparar la comida. Calentamos y recalentamos platos y descongelamos alimentos de forma fácil y rápida, pero ¿estamos utilizando el microondas correctamente?

Estas son algunas recomendaciones sobre cómo usar el horno microondas de forma adecuada:

Materiales

En el microondas no se pueden usar elementos metálicos, ni de aluminio. Tampoco papel de aluminio, ni bolsas de papel o plástico (salvo que lo indiquen específicamente, como en el caso de las bolsas de palomitas).

Si vas a utilizar un recipiente de plástico asegúrate de que es apto para meter en el microondas. En la base o en la tapa del recipiente debe aparecer el símbolo o el texto que lo indique.

El vidrio, la cerámica o la loza suelen ser materiales que se pueden utilizar en el microondas, excepto si tienen ornamentos metálicos.

Tapaderas

Destapa el recipiente antes de meterlo en el microondas, pero déjalo semicubierto para evitar que salpique el interior. Lo más recomendable es utilizar una tapa especial para microondas, de esta forma la comida quedará más jugosa. Cuando ya hayas terminado de calentar, ten cuidado al destapar porque el vapor te podría quemar.

Raciones

La forma más efectiva de calentar los alimentos en el microondas es sacarlos del recipiente en el que lo tengamos almacenado y colocarlos en un plato. Sirve solo la ración que vayas a consumir. Si la ración es muy grande caliéntala en dos veces: consumido la mitad del tiempo, para el microondas y remueve la comida para que el calor se reparta de forma uniforme.

El tiempo y la potencia

La mayoría de los microondas van desde los 350W hasta los 1.000 W. Lo primero que tienes que tener en cuenta es la potencia máxima de tu microondas y saber cómo la regula. Cuanta menos potencia, más lento deshidrataremos el alimento. Con más potencia, calentamos más rápido. Pero al calentar lento o rápido obtenemos cocciones muy diferentes. En el caso de tener dudas, prueba con valores menores. Es preferible volver a tener que calentar que dejar la comida reseca

Reposo

Una vez concluido el tiempo de calentado, espera un poco antes de sacar la comida del microondas. La cocción continuará durante unos minutos más. Es aconsejable que no agotes totalmente el tiempo de calentado, para que el alimento no se reseque.

También te puede interesar: