Cuidamos de ti y de tu hogar

10 beneficios del aceite de oliva para la salud

Escrito por Redacción | septiembre 28, 2017 | Salud |
10 beneficios del aceite de oliva para la salud

El aceite de oliva es una de las joyas de nuestra gastronomía, no solo en lo referido a su sabor y posibilidades en la cocina, sino también por los beneficios para la salud que implica su consumo. Pero cuidado, porque estas valiosas propiedades no se atribuyen a cualquier aceite ni en cualquier presentación. Es el aceite de oliva virgen extra, prensado en frío, el que reporta todos los beneficios para la salud de los que te vamos a hablar.

Pero además, para hablar de un completo aprovechamiento de las propiedades saludables del aceite de oliva, hemos de tener en cuenta que es preferible su consumo en crudo, ya que el calor hace que varíen sus cualidades, si bien sigue siendo el aceite más saludable para cocinar alimentos.

Conozcamos por qué los expertos en nutrición recomiendan consumir de 2 a 3 cucharadas al día de aceite de oliva virgen extra crudo:

1. Colesterol: el aceite de oliva virgen extra reduce los niveles de colesterol gracias a su contenido en ácidos grasos HDL, que ayudan a eliminar el colesterol «malo».

2. Tránsito intestinal: el aceite de oliva previene el estreñimiento ya que ejerce un moderado efecto laxante, que además viene acompañado de un mejor aprovechamiento de los nutrientes a nivel intestinal.

3. Hipertensión: su contenido en vitamina E, polifenoles y ácido oleico convierte al aceite de oliva en un aliado contra las enfermedades cardíacas. En concreto, es un alimento aconsejable para prevenir la hipertensión arterial.

4. Hígado: el aceite de oliva virgen se considera un alimento depurativo para el hígado y la vesícula biliar. Para problemas de hígado, de hecho, se recomienda consumir una cucharada de aceite en ayunas.

5. Estómago: en general, el aceite favorece la función digestiva y protege el estómago de la acción de los ácidos. Es beneficioso, por tanto, en casos de acidez estomacal.

6. Antioxidante: su contenido en vitamina E proporciona a nuestro organismo una protección frente al envejecimiento celular.

7. Saciante: en dietas bajas en calorías, la presencia del aceite de oliva es interesante debido a que alivia la sensación de hambre. Además, su consumo se ha asociado a la producción de serotonina, un neurotransmisor que regula los estados de ánimo.

8. Anticancerígeno: los estudios apuntan a que los consumidores habituales de aceite de oliva tienen un menor riesgo de padecer cáncer por el contenido en ácidos grasos de este aceite vegetal. Sumados a otras sustancias presentes en el aceite, como los antioxidantes, los polifenoles o los flavonoides, suponen una fórmula ideal para prevenir el cáncer.

9. Sistema inmune: el aceite de oliva nos protege contra las enfermedades y fortalece nuestro sistema inmunológico gracias a su concentración de nutrientes esenciales.

10. Función antiinflamatoria: el consumo de aceite de oliva se considera también beneficioso para aliviar dolores de articulaciones y musculares, debido a su poder antiinflamatorio. En concreto, esta acción se atribuye a un compuesto orgánico llamado oleocantal, que además aporta el toque picante al aceite.

También te puede interesar: