Cuidamos de ti y de tu hogar

Cómo quitar el sabor y el aliento a ajo

Escrito por Redacción | diciembre 30, 2015 | Salud |
Cómo quitar el sabor y el aliento a ajo

El ajo es un condimento imprescindible en la cocina española que aporta un sabor único a los guisos que preparamos. Sus sabor es muy apreciado en salsas y aderezos aunque como contrapartida deja un fuerte olor allá por donde pasa. Ya te explicamos cómo quitar el olor a ajo de las manos que queda después de manipularlo en la cocina. Pero ahora queremos contarte cómo acabar con el intenso sabor que queda en la boca tras consumir ajo o alguna salsa que lo lleve, como el alioli, así como con el aliento pestilente que suele dejar.

A pesar de que popularmente se conocen varios remedios para aliviar el aliento a ajo, fue un estudio del Departamento de Ciencia y Tecnología de los Alimentos de la Universidad de Ohio el que demostró que la leche es capaz de eliminar en mayor proporción los compuestos malolientes que deja el ajo. En concreto, son el agua y la grasa contenidas en la leche las que permiten este efecto desodorizante, por lo que en el estudio se observó que la leche entera tiene una mayor eficacia.

Asimismo, aunque el hecho de ingerir leche después de una comida con abundante contenido en ajo resulta efectivo para reducir el mal aliento a ajo, los investigadores concluyeron que la manera más eficaz de eliminar el hedor a ajo es beber la leche mientras comemos los alimentos que contienen el ajo.

Otros remedios populares contra el aliento a ajo

- El perejil es otro remedio empleado tradicionalmente para contrarrestar el olor y el sabor a ajo, que incluso se combina en la cocina para rebajar la intensidad del ajo. Aunque no tan eficaz como la leche, si masticas una rama de perejil después de haber comido ajo, lograrás rebajar el mal sabor que queda. Lo mismo sucede con la albahaca, el clavo o la menta.

- Beber té verde después de una comida con mucho ajo también ayuda a reducir a eliminar el mal aliento. La razón es que el té verde es capaz de neutralizar el azufre (alicina) que se desprende al masticar y digerir el ajo, causante del mal olor.

- Si el sabor a ajo persiste en tu boca, además de beber leche, que contrarrestará el mal aliento, puedes masticar frutas como la manzana o la pera para limpiar los restos entre los dientes y masticar granos de café, cuya intensidad logrará cambiar el sabor que te ha quedado en la boca. Puedes recurrir a estos remedios incluso después de lavarte lo dientes, si el sabor a ajo persiste en la boca.

También te puede interesar: