Cuidamos de ti y de tu hogar

Cómo recuperarte de los excesos de la Navidad

Escrito por Redacción | enero 04, 2015 | Salud |
Cómo recuperarnos de los excesos de la Navidad

Uno de los primeros propósitos del año nuevo suele ser recuperarnos de los excesos de la Navidad. Para conseguirlo lo más importante es la combinación de una dieta sana y equilibrada con la realización de ejercicio físico. Esta es la mejor fórmula para recuperarnos de las comilonas y los excesos con la bebida.

Si quieres recuperarte de los excesos navideños sigue estos consejos para eliminar calorías de una forma saludable:

- Huye de las dietas milagros. El mayor de los errores que se suele cometer tras los excesos de la Navidad es el de seguir dietas poco saludables. Estas dietas prometen grandes resultados en un corto periodo de tiempo, pero solo logran el denominado «efecto rebote».  Tras seguir esas dietas, el peso perdido (y puede que algunos kilo más) se recupera en muy poco tiempo.  Por lo que si hay que perder mucho peso es aconsejable consultar a un especialista en nutrición.
VER TAMBIÉN: El peligro de adelgazar con las dietas milagro

- Recupera tus horarios. Lo recomendable es realizar cinco comidas al día. Tres comidas principales (desayuno, almuerzo y cena) y otras dos de menor volumen: un tentempié a media mañana y una merienda por la tarde. Evitarás los «atracones» en el almuerzo y la cena y tomarás todos los alimentos necesarios para llevar una alimentación sana y equilibrada

- Toma alimentos ricos en fibra y diuréticos. Los alimentos ricos en fibra te ayudarán a depurar el organismo. También es recomendable aumentar la ingesta de alimentos diuréticos para eliminar el exceso de líquidos. La piña, los espárragos o las alcachofas son alimentos muy recomendados. También reduce las grasas y azúcares y no abuses de los hidratos de carbono.

- Bebe agua. Toma mayores cantidades de agua para desintoxicar e hidratar tu cuerpo y evita el alcohol y las bebidas con gas. Las infusiones también tienen propiedades diuréticas para eliminar líquidos.

- Haz ejercicio. Si ya realizas ejercicio de forma habitual, intenta aumentar la intensidad o la frecuencia. Si no practicas ningún deporte debes iniciarte poco a poco y con un ejercicio que no sea demasiado intenso. Caminar durante 30 minutos al día puede ser una buena forma de comenzar.
VER TAMBIÉN: Consejos para empezar a correr

También te puede interesar: