Cuidamos de ti y de tu hogar

Errores que cometemos en la depilación de las piernas

Escrito por Redacción | junio 08, 2015 | Salud |
Errores que cometemos en la depilación las piernas

La depilación es uno de los capítulos estéticos que mayor protagonismo tiene durante esta época del año. Los métodos de depilación de las piernas que se pueden llevar a cabo en casa son variados: depilación con cuchilla, con cera o con maquinilla eléctrica. Pero si quieres obtener unos buenos resultados y no poner en riesgo la salud de tu piel debes de seguir unas sencillas pautas.

Toma nota de estos consejos y evita los errores más comunes que se cometen con la depilación, para no «dañar» tu piel.

Depilación con cuchilla

Errores en la depilación con cuchillas

Se trata de una depilación rápida, fácil e indolora, pero de corta duración. Como no arranca el vello, simplemente lo corta, éste suele aparecer en tan sólo tres o cuatro días. Estos son los errores más comunes en la depilación con cuchilla:

  • Cuchilla de poca calidad. Las más recomendada para estos casos son las diseñadas específicamente para mujeres. Se adaptan mejor a las zonas curvas y al tener más de cuatro hojas eliminan el vello de una sola pasada. La presencia de una cinta lubricante ayuda a que se deslicen de una forma más fácil. Recuerda también que al finalizar la depilación es necesario secar la cuchilla totalmente para que no se estropee y que se deben renovar con regularidad.
  • Depilación en seco. Aplica siempre una capa de gel de depilación o de espuma específica. Los que son enriquecidos en aceites te permitirán apurar más, además de suavizar la piel.
  • Apurar demasiado. Rasura en dirección contraria al crecimiento del vello pero sin apurar demasiado. Ejerce una suave presión de la cuchilla contra la piel. Si tu piel es muy sensible o está muy seca te expones a irritaciones y erosiones.
  • No hidratar la zona. Tras la depilación emplea un crema hidratante para nutrir tu piel.

Depilación con cera

Errores en la depilación con cera

Es una forma de depilación más duradera, arranca el pelo de raíz por lo que tardará en aparecer tres o cuatro semanas, pero es más dolorosa y un poco más laboriosa si no se tiene mucha práctica. Aunque en la actualidad existen diversas variantes: tibia, caliente, roll-on, en bandas…Si este es tu método de depilación no cometas estos errores:

  • Temperatura inadecuada. Si la cera está muy fría no resulta efectiva. Habrá que realizar varios pases lo que conllevará que la piel se inflame. Por el contrario, si la cera está demasiado caliente, además de las molestias evidentes provocará una irritación posterior.
  • No exfoliar. Al igual que ocurre con depilación con las maquinillas eléctricas, que también arranca el vello desde laraíz, hay que exfoliar previamente la zona. Puedes usar un guante de crin.
  • Zonas no apropiadas. La cera no se debe aplicar en zonas de la piel que estén irritadas, en verrugas o en lunares abultados. Tampoco es un método recomendado para personas con insuficiencias vasculares o venosas.
  • Aplicar cualquier hidratante. Las lociones y cremas que contienen perfumes pueden provocar quemazón. La humedad ayuda a minimizar la irritación después de la depilación.

Depilación con maquinillas eléctricas

Errores en la depilación con maquinillas eléctricas

Esta depilación suele ser más dolorosa, ya que arranca cada vello (hasta 0.5 mm.) de forma individual, pero es bastante eficaz. En el mercado puedes encontrar maquinillas con hielo o masajeadoras para reducir el dolor. Si apuesta por la depilación con maquinillas eléctricas ten en cuenta estos consejos para no cometer errores:

  • No exfoliar la piel. Una forma de evitar los vellos enquistados es realizar una correcta exfoliación antes de la depilación con una maquilla eléctrica. Realiza exfoliaciones con un guante de crin o con un exfoliante. Incluso ya algunas de estas maquinillas cuentan con un cabezal especialmente diseñado para esta función. Realízalas entre depilación y depilación, para no irritar la piel en exceso el mismo día de la depilación.
  • Insistir con varias pasadas. Si el vello está muy corto, cuesta más «atraparlo» y hay que insistir con varias pasadas, por lo que la piel se puede irritar.
  • No hidratar la piel. Al igual que en con el resto de depilaciones hay que hidratar la piel al terminar.

También te puede interesar: