Cuidamos de ti y de tu hogar

Remedios para combatir el estreñimiento

Escrito por Redacción | noviembre 07, 2014 | Salud |
estrenimiento

El estreñimiento es un mal ocasional que a todo el mundo afecta alguna vez en la vida. Si se presenta con cierta frecuencia es necesario consultarlo con el médico para que evalúe las posibles causas, pero si se trata de algo esporádico podemos remediarlo e incluso evitarlo siguiendo una serie de hábitos.

Las causas comunes son muy variadas, desde un cambio en la alimentación, hasta una medicación o suplemento alimenticio que estemos tomando, pasando por la falta de hidratación. ¿Qué podemos hacer para ir al baño cuando estamos estreñidos? En primer lugar, debemos saber que son las frutas y verduras, ricas en fibra, las que normalmente proporcionan un efecto laxante que puede aliviarnos. En especial, la alcachofa, el brócoli, el tomate, la naranja, el kiwi, manzana, piña, pera, ciruelas, higos, las frutas del bosque (grosellas, frambuesas y moras) y la granada.

Pero además, en estos casos esporádicos de estreñimiento es conveniente consumir otros alimentos como legumbres, frutos secos, frutas deshidratadas (pasas, orejones, ciruelas e higos) y cereales integrales.

Consejos para prevenir el estreñimiento

Dieta equilibrada: si mantienes una alimentación que incluya el consumo diario de frutas y verduras tendrás menos probabilidades de sufrir estreñimiento. Aprovecha los antojos entre horas para surtir a tu organismo de la fibra que necesita.

Bebe agua: trata de hidratarte lo suficiente (entre 1,5 y 2 litros como mínimo) para que tu cuerpo no se resienta. Recuerda que, además del agua, la leche, los zumos e infusiones cuentan a la hora de la hidratación. Asimismo, trata de evitar las bebidas con gas, que no harán más que agravar las molestias en tu vientre.

Cena ligero: la cena tiene que ser la comida menos abundante para facilitar la digestión. Además, conviene cenar pronto, ya que el tránsito se realentiza por las noches y comer a altas horas puede alterar su funcionamiento.

Haz deporte: el ejercicio físico regular contribuye a mejorar el tránsito intestinal.

No aguantes las ganas: en general, trata de acudir al baño cuando el cuerpo te lo pida, a ser posible, manteniendo una rutina diaria en lo que a horarios se refiere. El estrés no beneficia para nada a la hora de ir al baño con regularidad.

No te saltes comidas: comer de forma irregular puede originar estreñimiento, por ejemplo, cuando decidimos seguir una dieta drástica y poco saludable.

También te puede interesar: